#EnemigosIntimos | Axl Rose vs Kurt Cobain

Aunque a la distancia suene raro, en un principio las cosas no estaban tan mal entre los líderes de los Guns N Roses y Nirvana. La realidad es que para 1992 los californianos ya estaban en la cresta de la ola, tras su exitoso disco debut, Appetite For Destruction, y la reciente salida del también glorioso álbum doble Use Your Illusion I & II. Por su parte, los de Seattle, que habían comenzado casi en la misma época, no habían tenido la misma suerte con su opera prima, Bleach, y aún no habían lanzado el que sería uno de los discos más vendidos de la historia, Nevermind.

Alx Rose y Kurt Cobain

El joven William Bruce Bailey (Axl) ya había descubierto al prometedor trio de grunge y por eso decidió invitarlos a ser teloneros de su inminente Worl Tour, del que también formaba parte Metallica, pero Cobain se negó rotundamente. Y en aquel entonces el ex vocalista de los Guns ya tenía pocas pulgas..

“Nirvana me ha ayudado a hacer mi trabajo. Creo que el mundo se puso realmente aburrido, hartante y frustrante. Creo que mucha gente conocía la existencia de ese sentimiento y resulta que Kurt encontró la canción que daba en ese blanco (Smells Like Teen Spirit) y permitía que la gente lo expresara. Y me gustaría hacer todo lo que pudiera para avalarlo. Por eso queríamos que tocaran con nosotros”, confíaba Axl.

El segundo round llegó en la entrega de premios MTV 1992, donde ambos grupos fueron invitados a tocar, y cuando se cruzaron, Kurt le preguntó irónicamente a Axl si le gustaría ser el padrino de su hija recién nacida. Rose se chivó nuevamente y comenzó a insultar a Courtney Love, pero la cosa no pasó a mayores. Otro de los motivos por los que Axl ya venía calentito es que Dave Grohl y Krist Novoselic habían roto unos equipos después de tocar, sabiendo que más tarde iban a tener que usarlo los Guns. El que no dejó pasar la oportunidad para ajustar cuentas fue Duff McKagan, quien apuró a  Novoselic, aunque acompañado de varios hombres de negro, por lo que el de Seattle tuvo que salir corriendo. Incluso aquella noche, Cobain, que siempre supo venderse de buen tipo, escupió un piano de cola que pensó era para Axl pero le pertenecía a Elton John.

El tercer round decidieron disputarlo a traves de los micrófonos, y cuando Axl fue consultado por el episodio ocurrido en MTV dijo que: ¨Courtney es una puta. Kurt no es más que un niño antisocial, antipático y desagradable¨. A lo que Cobain respondió en otra conferencia de prensa de manera burlona: ¨Tenemos que pedirle un favor a nuestros seguidores: si son racistas, homofóbicos o machistas no compren nuestros discos ni vengan a nuestros conciertos. Seguro que cuando los Guns se hicieron famosos el Gobierno los investigó a fondo pero descubrieron que no pueden ser una amenaza para nadie¨.

Como si le faltara la frutilla al postre, el colectivo del World Tour de los Guns, hizo escala en Seattle, tierra nirvanera.

Esos de Nirvana prefieren sentarse a drogarse con sus esposas en vez de salir de gira con nosotros”, seguía disparando el hombre de las calzas blancas y remera de Charles Manson.

Semanas después de este incidente, Axl decidió hacer catarsis ante sus fans y durante un concierto comenzó a cuestionar el fenómeno, en aquel entonces nuevo, de las llamadas bandas alternativas”:

“¿Qué es ¨alternativa¨?. Como si alguien necesitara un estilo de vida alternativo. Lo único que sé es que cuando GNR empezó ninguna radio quería tocar nuestra música. Y hoy ninguna radio quiere poner a Metallica. Entonces pienso que tenemos el público alternativo más grande del mundo. Yo creo que el problema arranca cuando empezás a pensar que sos diferente a todos los demás en el planeta. Tal vez seas algo diferente en lo que haces y en cómo lo haces pero tengo el gran presentimiento de que tal vez también seas humano, Reflexionó de manera inteligente Axl, hasta que quiso tirarle la gente en contra a Kurt y derrapó: ¨Para mi ¨alternativo¨ significa alguien como Kurt que básicamente es un maldito drogadicto con su esposa drogadicta, y si su bebe hubiera nacido prematuro ambos habrían tenido que ir a prisión. Pero él es demasiado bueno y demasiado cool para traer su música a ustedes, porque a él no le agrada la mayoría de ustedes ni quiere tocar para ustedes. Ni siquiera valora que a ustedes les guste su música. Parece haber un sentimiento general en las bandas alternativas de no querer agradarle a la mayoría de la gente”.

Pasado un tiempo Axl desistió de la pelea, a la que consideraba absurda, pero parecía que Cobain había tomado una decisión final. Durante un recital de Nirvana en Portland, Kurt anunció que el siguiente tema iba a ser Sweet Child O´Mine y un fan subió al escenario, tomó el micrófono y tras confesarle que ambas bandas eran muy buenas, preguntó por qué no arreglaban las cosas.

“Estas equivocado. Esa gente es jodidamente sexista. Y nosotros estamos en contra de la homofobia, el sexismo y el racismo. No puedes estar de su lado y del nuestro. Siento que tenga que dividirlo de esta manera pero es algo que no se puede ignorar”, le contestó Cobain.

La pelea finalizó, sin lugar a dudas, tras la muerte del hombre del grunge, en abril de 1994.

“Cualquiera que haya conocido a cualquier de ellos, como Slash o Duff, sabría que son realmente grandes personas”, declaró Grohl años más tarde y agregó: “Después de que Kurt murió, uno de los primeros llamados que recibí fue de Matt Sorum, quien me dejó un mensaje lamentando lo sucedido y deseándome una pronta recuperación”.

De igual manera Slash siempre habló maravillas de Cobain y se mostró muchas veces arriba de un escenario con remeras de Nirvana. Situación similar a la de Duff Mckagan, quien había recompuesto su relación con Kurt, y años más tarde confesó haber sido uno de los últimos músicos en haber hablado con el esposo de Courtney Love.

“Estuvimos en el mismo avión que partió desde Los Angeles dos días antes de su muerte. Ambos estábamos cansados y hablamos algunas cosas superficiales, nada profundo. Cuando aterrizamos en Seattle y fuimos a buscar las valijas se me cruzó por la cabeza invitarlo a mi casa. Tenía la sensación de que se sentía medio solo y de que iba a estar solo esa noche. Yo me sentía igual. Pero la gente nos empezó a reconocer y se armó un tumulto grande ya que ambos perteneciamos a dos de las bandas más importantes del momento. Se me fue de la cabeza lo de invitarlo a tomar algo y justo se despidió de mi para ir a buscarse un taxi. Su nueva casa quedaba justo camino hacia la casa que recién me había comprado. Recibí un llamado de mi manager dos días después contándome que Kurt había muerto”, recordó el ex bajista de los GNR.

1

Pero a pesar de que nunca volvieron a públicamente, pareciera que algo de resentimiento quedó en la memoria del batero de Nirvana. Durante la presentación de los Foo Fighters en Rock In Rio 2004, Grohl se burló de los Guns, a los que les agradeció por haber cancelado y así poder tocar ellos esa noche. El ex batero de Nirvana esbozó el riff de Sweet Child O´Mine y luego escupió, en símbolo de desagrado.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s